Buscando la luz
Reflexiones creyentes


Inicio
Enviar artículo

Acerca de
Suscríbete al blog

Categorías
General [4] Sindicar categoría
Comentarios al Evangelio [747] Sindicar categoría
Reflexiones creyentes [42] Sindicar categoría
Testimonios [6] Sindicar categoría
Textos [8] Sindicar categoría

Archivos
Mayo 2010 [5]
Abril 2010 [5]
Marzo 2010 [7]
Febrero 2010 [6]
Enero 2010 [16]
Diciembre 2009 [22]
Noviembre 2009 [19]
Octubre 2009 [19]
Septiembre 2009 [6]
Agosto 2009 [8]
Julio 2009 [4]
Junio 2009 [15]
Mayo 2009 [20]
Abril 2009 [25]
Marzo 2009 [24]
Febrero 2009 [22]
Enero 2009 [24]
Diciembre 2008 [27]
Noviembre 2008 [24]
Octubre 2008 [26]
Septiembre 2008 [17]
Agosto 2008 [24]
Julio 2008 [23]
Junio 2008 [30]
Mayo 2008 [30]
Abril 2008 [30]
Marzo 2008 [31]
Febrero 2008 [29]
Enero 2008 [31]
Diciembre 2007 [31]
Noviembre 2007 [29]
Octubre 2007 [31]
Septiembre 2007 [25]
Agosto 2007 [20]
Julio 2007 [30]
Junio 2007 [31]
Mayo 2007 [29]
Abril 2007 [12]

Sindicación (RSS)
Artículos
Comentarios

 


Rehacernos por dentro

(Lc 11,37-41):  En aquel tiempo, mientras Jesús hablaba, un fariseo le rogó que fuera a comer con él; entrando, pues, se puso a la mesa. Pero el fariseo se quedó admirado viendo que había omitido las abluciones antes de comer. Pero el Señor le dijo: «¡Bien! Vosotros, los fariseos, purificáis por fuera la copa y el plato, mientras por dentro estáis llenos de rapiña y maldad. ¡Insensatos! el que hizo el exterior, ¿no hizo también el interior? Dad más bien en limosna lo que tenéis, y así todas las cosas serán puras para vosotros».

 

Se escandaliza de que no cumpla la formalidad de un rito, pero le parece bien los robos y maldades que él mismo hace y que nacen de un corazón viejo, lleno de egoísmo. Es la esencia del fariseísmo: cuidar las apariencias externas y olvidarse de la bondad del corazón de donde nacen los pensamientos y las acciones buenas a favor de la humanidad. Una vez más Jesús pone de manifiesto que no es lo que entra de fuera para dentro lo que mancha el corazón de las personas, sino lo que sale de dentro hacia fuera, desde nuestra intención. Es el interior el que hay que cuidar, para que podamos dar a los demás, solo así nuestras limosnas y acciones externas tendrán sentido y razón de ser.

 

Y todo ello se desarrolla en el contexto de un banquete, signo de amistad y concordia, pues se sientan a comer los que se sitúan en esa línea. Señal también de que para Jesús la amistad no está reñida con la verdad y la denuncia de lo que está mal. No debemos encubrir estas cosas en base a que podamos dañar la hermandad o la amistad con otras personas. Al contrario, quedan dañadas con la falsedad y la hipocresía, sello y cuña de las mentiras.

 

A veces nosotros mismos amparamos estas actitudes mezquinas cuando queremos justificar nuestros actos egoístas, insolidarios o de pasotismo.

 

El texto de hoy es, pues, una llamada a no contentarnos con tranquilizar nuestra conciencia con signos exteriores, sino a rehacernos por dentro. El egoísmo es lo que degrada a la persona, y lo único que la dignifica, libera y hace feliz es el amor. Que no son las monedas que se dan en la colecta de la Misa, sino el pan de nuestra mesa que compartimos. Que no es suficiente hacer recuento en nuestro armario, y dar lo que hemos decidido desechar por viejo, sino NO comprar otro nuevo, y donar su importe a quien lo necesita. Que es fácil, y no basta hablar o escribir maravillas... sino que hay que predicar con la propia vida y el ejemplo. Que no nos podemos contentar con lamentar estados de soledad, de miseria, de rechazo, sino que hemos de acompañar, ayudar y acoger realmente. Que no bastan los deseos, porque solo "la caridad cubre la muchedumbre de los pecados"

Por arquina - 14 de Octubre, 2008, 8:15, Categoría: General
Enlace Permanente | Comentarios 1 | Referencias (0)




<<   Octubre 2008  >>
LMMiJVSD
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31   

Enlaces
eGrupos
ZoomBlog

Otros blogs
Para ser diferentes
Pequeñas semillitas
Restauración de lo alto
Testigos del Evangelio

 

Blog alojado en ZoomBlog.com