Buscando la luz
Reflexiones creyentes


Inicio
Enviar artículo

Acerca de
Suscríbete al blog

Categorías
General [4] Sindicar categoría
Comentarios al Evangelio [747] Sindicar categoría
Reflexiones creyentes [42] Sindicar categoría
Testimonios [6] Sindicar categoría
Textos [8] Sindicar categoría

Archivos
Mayo 2010 [5]
Abril 2010 [5]
Marzo 2010 [7]
Febrero 2010 [6]
Enero 2010 [16]
Diciembre 2009 [22]
Noviembre 2009 [19]
Octubre 2009 [19]
Septiembre 2009 [6]
Agosto 2009 [8]
Julio 2009 [4]
Junio 2009 [15]
Mayo 2009 [20]
Abril 2009 [25]
Marzo 2009 [24]
Febrero 2009 [22]
Enero 2009 [24]
Diciembre 2008 [27]
Noviembre 2008 [24]
Octubre 2008 [26]
Septiembre 2008 [17]
Agosto 2008 [24]
Julio 2008 [23]
Junio 2008 [30]
Mayo 2008 [30]
Abril 2008 [30]
Marzo 2008 [31]
Febrero 2008 [29]
Enero 2008 [31]
Diciembre 2007 [31]
Noviembre 2007 [29]
Octubre 2007 [31]
Septiembre 2007 [25]
Agosto 2007 [20]
Julio 2007 [30]
Junio 2007 [31]
Mayo 2007 [29]
Abril 2007 [12]

Sindicación (RSS)
Artículos
Comentarios

 


15 de Julio, 2008


Mucho se nos ha dado

(Mt 11,20-24):   En aquel tiempo, Jesús se puso a maldecir a las ciudades en las que se habían realizado la mayoría de sus milagros, porque no se habían convertido: «¡Ay de ti, Corozaín! ¡Ay de ti, Betsaida! Porque si en Tiro y en Sidón se hubieran hecho los milagros que se han hecho en vosotras, tiempo ha que en sayal y ceniza se habrían convertido. Por eso os digo que el día del Juicio habrá menos rigor para Tiro y Sidón que para vosotras. Y tú, Cafarnaúm, ¿hasta el cielo te vas a encumbrar? ¡Hasta el Hades te hundirás! Porque si en Sodoma se hubieran hecho los milagros que se han hecho en ti, aún subsistiría el día de hoy. Por eso os digo que el día del Juicio habrá menos rigor para la tierra de Sodoma que para ti».

 

Es un trabajo gratuito y generoso el de Jesús sembrando su mensaje, sus valores, su  Buena Nueva. Pero no estamos exentos de responsabilidad aquellos que, escuchándole, ni siquiera nos paramos a reflexionar su oferta. Puede que nos lo hayan presentado mal y hayamos pasado consecuentemente de seguirla. Puede que lo hayan hecho bien, y entonces, la libertad personal que lleva consigo la responsabilidad, implica al menos la actitud de que la consideremos. Es en el fondo eso lo que Jesús echa en cara a Corozaín y Betsaida, porque siempre ha manifestado la libertad personal de seguirle o no.

 

Es también una llamada a la gratitud personal, pues de alguna forma, indirectamente, nos recuerda a nosotros mismos que si cuanto hemos recibido nosotros se hubiera dado a otros, no hubiera sido un derroche de gracias sin suficiente provecho.

 

Podríamos, pues, tomar este texto de hoy como una reflexión personal que nos lleve a hacer un recuento de los dones y gracias que se nos han dado, de los mimos sin cuento recibidos durante los años de nuestra vida. Aún así, sería solamente de aquellos de los que tenemos conciencia, porque muchas otras veces Dios habrá ido quitando piedras de nuestro camino para evitar un tropiezo, una caída, y otras tantas habrá puesto una señal en el camino advirtiéndonos del peligro a través de una reflexión escuchada en un acto litúrgico, de las palabras de un amigo o de la lectura de cualquier texto o comentario de terceros. Sí, mucho hemos recibido, pero recordando la parábola de los talentos, lo que se nos ha dado es para que lo hagamos fructificar

 

Por María Consuelo Mas y Armando Quintana - 15 de Julio, 2008, 11:41, Categoría: Comentarios al Evangelio
Enlace Permanente | Referencias (0)




<<   Julio 2008  >>
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31    

Enlaces
eGrupos
ZoomBlog

Otros blogs
Para ser diferentes
Pequeñas semillitas
Restauración de lo alto
Testigos del Evangelio

 

Blog alojado en ZoomBlog.com